Aplica el Feng Shui en 5 Áreas de tu hogar (II Parte)


Continuando con el artículo sobre las áreas donde puedes aplicar el Feng Shui en tu hogar, te presentamos ahora 3 secciones muy importantes. 

La habitación
Es el sitio de descanso por excelencia y la posición de la cama con respecto a las puertas y ventanas es vital.



Se debe simplificar, buscar armonía y simetría en todo, colocar la cabeza en dirección a los puntos auspiciosos de la casa y sobre todo tener la cama siempre tendida, sin desorden ni regueros de ropas y objetos encima de ella.

La cama debe tener espacio por debajo para que el aire circule libremente, sin usarla como “almacén”.

No se recomienda tener televisores, grabadoras y otros equipos eléctricos en la habitación ya que distrae del verdadero propósito de una recámara que es descansar, dormir, relajarse e intimar con la pareja.

Si la cama está en una posición que no se puede ver la puerta se recomienda tener un espejo para poder ver quien entra en la habitación y no crear estados inconscientes de ansiedad.

La regla de oro es tenerlo todo ordenado. Eliminar de los armarios la ropa que ya no se usa y circularla, ya bien sea vendiéndola, o mejor regalándosela o donándolas a los menos favorecidos. Mientras más especio se hace dentro del armario, mayor espacio hay para la abundancia.

En el jardín
Es recomendable aplicar el conocimiento de los cuatro elementos básicos: aire, tierra, agua y fuego (en el horóscopo occidental); y los correspondientes al oriental: madera, fuego, tierra, metal y agua, de una forma natural en el jardín crea el escenario adecuado para que la energía vital se integre y proyecte alrededor.



La disposición de las plantas dependerá del espacio que se disponga, por supuesto, pero en todo caso hay que tener mucho cuidado para lograr el equilibrio del principio Yin (femenino, polaridad negativa y pasiva) con el principio Yang (masculino, polaridad positiva, activo).

Para equilibrar debemos tomar en cuenta lo que tenemos en el jardín, por ejemplo si tenemos algún elemento estrecho (yang) compensarlo con otro amplio (yin), un sendero recto (yang) con otro sinuoso o curveado (yin), un montículo o elevación (yang) con una bajada (yin). en pocas palabras procurar la armonía en todo momento.

Por muy pequeño que sea el espacio siempre se puede transformar en algo maravilloso. Evita por completo tener un pedazo de terreno, si se tiene baldío, abandonado, lleno de malezas, mal cuidado o peor aún atiborrado de objetos y basuras, pues todo esto aleja la prosperidad y trae negatividad, pobreza, enfermedad y desarmonía al hogar.