Algunos consejos para ahorrar durante el invierno

En los tiempos que corren, en los que ahorrar es una necesidad que se ha establecido en nuestro día a día, el invierno nos reporta un aumento de gastos en el hogar, sobretodo en energía, y debemos tener en cuenta ciertos aspectos para intentar minimizar estos gastos.



Además de los consejos básicos acerca de la economía del hogar, como puede serlo el utilizar la lavadora en carga completa y con los programas más sencillos, ducharnos siempre en vez de llenar la bañera, o intentar utilizar ollas a presión a la hora de calentar agua, tenemos otros muchos consejos con los que también conseguiremos ahorrar un poco de dinero cada día.

Lo primero que debemos hacer, y de cara al invierno lo más importante, es revisar todo el sistema de calefacción justo antes de comenzar a darle uso. Con esto garantizaremos que el uso es correcto y que no tendremos que gastar más de la cuenta para obtener la temperatura deseada, así como intentar abrigarse más dentro de casa, ya que cada grado que aumentemos a la calefacción, repercute en un 7% de los gastos mensuales.

Así bien, es altamente recomendable comprobar puertas y ventanas, ya que es común encontrar juntas que no están del todo bien, teniendo en cuenta que las viviendas que no están correctamente selladas aumenta el consumo hasta un 15% más de lo que es realmente necesario.

Debemos tener en cuenta el uso de bombillas de bajo consumo e intentar aprovechar al máximo las horas de luz natural, donde también entra el aprovechar las horas de sol para secar la ropa en vez de darle uso a la secadora, en el caso de disponer de una.

Por último, se recomienda descongelar el frigorífico regularmente, con lo que evitaremos que éste ejerza un consumo de energía superior al necesario, y asegurarnos siempre de que la puerta cierra de manera hermética en todo momento.