El Vintage francés en la decoración de interiores


Lo ‘viejo’ con aire ‘nuevo’ es un valor en alza también en los muebles. Elementos de otra época que, actualizados, llenan de presencia cualquier estancia. Muebles, en definitiva cargados de historia, con un diseño antiguo, pero que pueden adaptarse según los cambios que seamos capaces de aportarle a cualquier espacio.

La técnica del decoupage puede simplificar la tarea y dejar que, con algo de imaginación, piezas de las que habíamos decidido desprendernos sigan formando parte de nuestra historia. Sin embargo, si no es de los que guardan, novedosas propuestas le ofrecen determinados elementos fabricados ahora, pero que simulan el paso del tiempo con un acabado tan perfecto como si hubiera salido de anticuario, solo tiene que esperar a que el desgaste se produzca realmente.

Un toque francés en la decoración nunca está de más, en este caso se trata de un estilo entre provenzal y clásico, muebles que parecen desvencijados, pero que albergan una estructura de hierro. Mesas, cómodas, sillones, sofás, sinfoniers, vitrinas y aparadores ninguno escapa a su influencia.

Como no podía ser menos, encanto es lo que destilan a raudales. Precisamente ‘Charme’ es como ha bautizado la firma PortobelloStreet.es a su última colección de estilo vintage, con un marcado acento francés.

En plena actualidad

En ella se combina el romanticismo de las líneas vintage con acabados envejecidos, desgastados e incluso con la técnica del decoupage que, de una manera sencilla, transforma cada pieza en mobiliario de plena actualidad.

Alberto Torres, gerente de PortobelloStreet.es asegura que esta colección “nace de las casas de campo francesas. Se trata de piezas con un sabor muy especial, pero que en el siglo XXI se combinan con otros elementos más actuales".

“Se impone el eclecticismo y las podemos encontrar tanto en una vivienda del centro de la ciudad como en una casa de campo”, asegura Torres argumentando así que son perfectamente adaptables a cualquier ambiente.

Recomienda, no obstante, que al tratarse de muebles de tanta personalidad se puede caer en el exceso, y por esta razón, “es mejor dar pinceladas con piezas sueltas”. Y señala que se puede elegir una butaca para utilizarla como descalzadora, o bien acoger en la entrada una cómoda y un espejo para imprimir una fuerte tendencia según abrimos la puerta de nuestro hogar.

Alberto Torres afirma el decoupage se puede realizar sobre superficies de madera o latón sobre las que se adhiere papel pintado o tela. “Esta superficie se barniza una vez seca varias veces hasta que quedan perfectamente integrados los elementos, pareciendo que están pintados sobre la superficie inferior”, explica.

Del techo al suelo

El suelo también puede ayudarnos a potenciar la atmósfera vintage de nuestro hogar. La firma de pavimento y revestimiento 'Vives' ha creado una colección, precisamente con ese nombre, en la que el diseño y la elegancia se dan la mano.

La intención es transmitir un sentido espacial continuo con una estética del momento que nos lleva al pasado.

La combinación de azulejos lisos, estampados y mosaicos y recrear suelos de estilo victoriano son algunas de las posibilidades.

Siempre bajo la misma estética la serie Devon se centra en figuras geométricas, todas con un fondo en color crema que recuerdan los mosaicos de granito que decoraban las casas burguesas de otros tiempos.

En definitiva la propuesta se concentra en una vuelta al pasado con materiales de lo más actual.