Cabeceros Ikea 2011

No importa si colocas un cabecero tapizado, o uno de madera con estantes, los cabeceros permiten remarcar el estilo y personalizar el dormitorio de una forma rápida y sencilla. Y, como muchos de los cabeceros IKEA tienen almacenaje integrado, también dispones de un sitio práctico para dejar el libro o el despertador. 



Muchos de sus cabeceros pertenecen a series, por lo que es muy sencillo combinarlos con otros muebles. Echa un vistazo a las series MALM, BRIMNES o MANDAL. Además, tenemos otros productos de decoración para el hogar que combinan con los cabeceros, como por ejemplo alfombras, lámparas y fundas de edredón.



Si quieres personalizar tu cama con un cabecero, ¿por qué no echas un vistazo también a nuestros muebles de dormitorio, como las cómodas, las mesillas de noche o las cajas de almacenaje para debajo de la cama? Si además buscas la comodidad y tener sueños verdaderamente reconstituyentes, consulta nuestra guía de colchones, edredones y almohadas. Te ayudarán a encontrar la opción que mejor se adapte a ti y a tu forma de descanso, para que puedas empezar el día con buen pie. Y si decides que tu nuevo cabecero no acaba de marcar tu estilo, echa un vistazo a nuestra ropa de cama.