Consejos para renovar la cocina

Darle un afeite a tu cocina te tomará una tarde. No tienes que gastar mucho. Necesitarás pintura, clavos o ganchos, fundas de almohada para hacer cortinas que reemplacen las puertas de alacenas en mal estado, papel de empapelar y molduras de cuentas de vidrio (glass-bead molding). Con estos detalles seguro que te alegrará entrar a tu cocina cada mañana.

Empieza por las paredes. Elige dos tonos de colores pastel con brillo. Compra pinturas de látex, que es el material que resiste mejor el desgaste de la cocina. Continúa con las alacenas. Oculta las manchas y el desgaste con colores verdes, amarillos y azules. Si te gustan los esténciles, aplícale un borde de esténcil, luego de darles una mano de pintura blanca.

Cambia las puertas maltrechas de las alacenas por cortinas. Para eso tendrás que colocar barras cortas de pared a pared de la alacena. Si no te gusta coser, compra fundas de almohada blancas, tíñelas del color de las paredes y cuélgalas. Es una opción que te facilita el acceso a los enseres de cocina y los mantiene bien escondidos.

Coloca una tablilla de madera barnizada en el techo con ganchos todo a lo largo y cuelga tus sartenes, ollas, cucharones y otros enseres. Puedes intercalar algunos de cobre que no uses, como decoración. Le darás un aspecto de cocina profesional.

Aprovecha la vista de tu ventana, si la tienes. Quita las cortinas y coloca macetas con especias sobre la repisa de la ventana.

Redistribuye tu colección de adornos de cerámica de la sala y del comedor. Coloca una fila de objetos varios, bien coloridos, en la repisa superior de la alacena.

Agrega pedazos de moldura y empaleado a los gabinetes de cocina. Toma las medidas del rectángulo del frente de la alacena y las puertas (incluyendo la parte interior). Calcula una pulgada o dos de más. Divide con el marcador los rectángulos en tableros del mismo tamaño. Corta esponjas de celulosa de la medida de los rectángulos. Sumerge las esponjas en pegamento y presiónalas sobre la superficie de la puerta formando un cuadriculado. Deja que seque. Corta diseños del empapelado. Pégalos en cada panel con pegamento al azar, para formar un diseño libre.

Completa la decoración de los gabinetes con pedazos de moldura de cuentas de vidrio, para formar un marco en el empapelado. Usa clavos pequeños y pegamento de madera. Luego pásale dos manos de sellador transparente.