Decoracion para paredes blancas


Encontrarse ante una pared blanca y tener que elegir la mejor forma de decorarla puede hacernos caer en el mismo tipo de frustración que el escritor ante el papel en blanco. Especialmente si tenemos poco tiempo para decidir, o si debemos preparar una casa completa para una mudanza.
pared blanca 2
A veces no contamos con las energías o el tiempo para pintar todo un ambiente de color, o para empapelarlo. Pero sí se puede recurrir a otrass oluciones que economizan dinero y horas, y además son más fáciles de deshacer.
Los vinilos decorativos son una excelente opción. Cada vez se encuentran más motivos, desde infantiles hasta dedicados a actividades específicas como la música o la arquitectura. Un vinilo puede adaptarse para cubrir los lugares que los muebles dejan vacíos, pero para que esto suceda se debe pensar en la distribución de espacios, especialmente si se elige uno de gran tamaño. Los pequeños son más adaptables.
Otra posibilidad para decorar en forma sencilla una habitación blanca es pintar sólo algunas formas coloridas, cuidando que combinen con los muebles que la van a equipar.
Los más osados, o quienes cuentan con algún amigo artista, pueden pintar directamente sobre la pared blanca para darle un toque singular. También se pueden agregar guardas o motivos pegando pequeñas piedras o cuentas de vidrio con adhesivo transparente.
A la hora de decorar paredes es bueno no pensar sólo en los caminos obvios de la pintura lisa y los cuadros. Las paredes blancas están allí como un llamado a la posibilidad de resolver un espacio utilizando creatividad y  economía de recursos.
pared blanca