Que debes considerar para las cortinas de tu casa

Son fundamentales en la decoración general de cualquier ambiente, y acá, en su nueva columna semanal, Gustavo Peláez nos trae algunos secretospara tener en cuenta. Entrá y sumá tu consejo



Barrales 
Al momento de elegir una cortina son la vedette, no sólo porque son prácticas sino porque son el tipo de cortina con el que casi nunca vamos a fallar en su elección y fáciles de colocar. En esta variente tenemos diferentes tipos: de madera, metálicos, hierro negro. 
La sujeción a estos se hace por medio de argollas ganchos o presillas sujetos a la cortina. La terminación superior de la cortina puede ser fruncida, plana, con o sin tablas.
Visillos 
Se sujetan a la parte superior e inferior de la ventana o solo a la superior. Y abajo ir sueltos. Se les hace un dobladillo donde va una varilla de metal flexible para tomarlo. Si abajo van sueltos lo ideales es colocarles uno para que tengan peso (si van sin frunces).
Rieles 
Las cortinas de rieles son las mejores aliadas cuando no hay un tramo corto entre ventana y techo. Compuestas de un riel y guías, de donde se sujeta la cortina mediante ganchos, el sistema permite correrlas por un sistema de cuerdas que permiten abrirlas y cerrarlas. En cuanto a los rieles hay plásticos (para cortinas más livianas) o metálicos (de mayor duración)
Cortinas Romanas 
Es un tipo de cortina que vemos a menudo en el blog y el sistema consiste en una cortina plana. En estas, cualquier género es valido. Se sujeta a un barral por medio de un velcro. Para abrirlas se pliegan en forma vertical. Para esto cada 25 a 30 cm lleva una varilla que es la que perimite que se formen los pliegues. Hay que tener en cuenta que en este sistema desde la terminación de la ventana hasta al techo debe haber 25 cm aprox si la ventana es de hoja de abrir!!!
Cortinas Roller 
Las roller, consisten en un panel de tela liso con un rodillo giratorio colocado en la parte superior. Mediante una cadena se enrolla o desenrolla la cortina. Acá los géneros son por lo general sintéticos y más rígidos, para facilitar que la cortina se enrolle y que quede totalmente plana, y porque la limpieza se realiza en seco (paño, aspiradora o líquidos especiales) En este tipo son los blackout, las más conocidas y las más utilizadas en este sistema.
Paneles orientales 
Este tipo de cortina son "parientes" de las de rieles. Compuestas por una guía donde se deslizan y están moduladas con una varilla de contrapeso en la parte inferior. En estas también cualquier género es valido.
Cintas 
Utilizadas mayormente para oficinas o espacios modernos, consiste en cortina americana pero en vertical. Estas tiras ya vienen confeccionadas, y no se pueden hacer en cualquier género como en el caso de las rollers.
Tensores 
También aparecen muy seguido por acá. Están compuestas por tensores (cables de acero tensados) a los que se adosa la cortina mediante pinzas. Con este sistema ocupamos poco espacio y se adapta a ventanas difíciles son muy livianos a la vista. 
La manera más usada para fijar los tensores son los soportes metálicos con velcro. Se aconseja aplicar este sistema en cortinas livianas.
Para tener en cuenta a la hora de ver qué tipo de cortina necesitamos: 
- Para filtrar, (tapar o disminuir) el paso de la luz. 
- Tamizar la luz, mayor privacidad, decorativo, realzar una vista exterior dando marco a la ventana, disimular un defecto en la pared una columna o darle mayor importancia a una ventana que no sea tan grande (esto nos paso en varios casos).
La tela: 
Necesitamos un género adecuado para reducir (y evitar excesiva luz) o sólo filtrarla. Generalmente cualquier textil es bueno para una cortina, excepto los demasiado rígidos.
Una opción ideal es combinar cortinas pesadas con livianas. La unión de las dos nos da un total dominio del paso de luz. Para una cortina liviana lo ideal es utilizar algún algodón, lino, gasa o lienzo con la variedad que esos géneros trae en color y estampados.
Para calcular la cantidad de tela: 
Se calcula el ancho de la ventana y le sumamos entre 30 a 40 cm, (que es el margen que queda a cada lado aprox). Y el largo de cortina que queremos más 60cm (30cm de dobladillo y lo mismo de terminación superior). Esto lo multiplicamos por 2.50 o 3.50 (según el fruncido). Dividimos el resultado por el ancho de la tela que usamos (si viene de 1.40 1.80 que son algunas de las medidas estándar de géneros para cortina) y tenemos la cantidad de paños.
Bueno amigos, espero que les haya servido esta pequeña guía para elegir cortinas para casa. ¿Ustedes tienen alguna sugerencia para sumar a la guía? ¿Cuál es el mejor lugar para comprar géneros para cortinas? Cuéntennos su experiencia!!!